COLUMNA CONJETURAS – Ahora los patos le tiran a las escopetas

Es un ridículo que el alcalde de San Blas, Hilario Ramírez Villanueva “Layín” haga circular en las redes sociales un video en donde se victimiza porque según él emprendieron el Gobierno Estatal y todos los partidos políticos una conjura en su contra para impedirle que se postule como candidato independiente a la gubernatura de Nayarit.
A sus supuestos adversarios los califica de políticos bribones y que no conocen el hambre y la pobreza de miles de nayaritas.
Sostiene que nada impedirá a sus aspiraciones esa envestida de los políticos corruptos porque tiene a su favor a la población más pobre de nuestra entidad.
Este video de “layín” es una respuesta rabiosa porque supone que la creciente inconformidad en contra de su administración hoy movilizada en las calles en aquel puerto samblaseño exigiendo seguridad pública y buenos servicios públicos lo señalan como candil de la calle y oscuridad en su casa, esto es que mientras “layín” regala a manos llena dinero y cerveza en ceremonias religiosas y en ferias populares al municipio que gobierna lo tiene en el total abandono. Supone que atrás de estos plantones y manifestaciones en la calle en su contra se encuentran dirigentes políticos o funcionarios de la actual administración.
El alcalde de San Blas al menospreciar a los políticos se da un autogolpe al no reconocer que desde que ocupó la primera vez la presidencia municipal de San Blas hasta el día de hoy que viene haciendo proselitismo preelectoral para buscar la silla gubernamental forma parte de la clase política, quiera o no quiera.
Lo que muestra el populachero “layín” es su terrible ignorancia de lo que es la praxis política y el pensar que se trata de una actividad mercantil para allegarse de poder público y engrosar su chequera familiar.
Ante esta actitud beligerante de un fanfarrón que presume que ha robado poquito del erario público y que trata a miles de conciudadanos como si fueran pordioseros debe haber una respuesta enérgica del Instituto Estatal Electoral (IEE) y del Órgano Superior de Fiscalización.
En hora buena que éste último por medio de su fiscal Roy Rubio Salazar informó a los medios de comunicación que los próximos días dará a conocer el estado que guarda las 20 presidencias municipales en el manejo de los recursos públicos. En el caso específico del ayuntamiento de San Blas indicó que de encontrarse elementos suficientes para realizar una auditoria en tiempo real lo harán antes del próximo mes de noviembre el que comparecerá ante la XXXI Legislatura para entregar su informe de labores.
Adelantó que en caso de encontrar irregularidades en el manejo de los recursos públicos asignados a los ayuntamientos se actuará de acuerdo a lo que marca la Ley de Responsabilidades a Servidores Públicos sin distinción de militancia partidista.
Extraña que mientras los consejeros del Instituto Estatal Electoral reafirman una y otra vez de que no permitirán actos anticipados de campaña preelectoral el político demagogo del alcalde de San Blas se gaste millonarias cantidades de dinero en actos públicos para generar simpatías a su ya anunciada ambición de llegar a gobernador del Estado contrario a lo que marca la Norma Constitucional. Además de que es un servidor público que debe cumplir con sus deberes como gobernante y se desconoce el origen de esas millonarias sumas de dinero que regala en distintos municipios del Estado mediante una bien preparada agenda de calendario de las fiestas religiosas de la iglesia católica.
El alcalde de San Blas es una vergüenza que enloda a la política y pone en entredicho a nuestras instituciones laicas y republicanas…
Estimado lector: si deseas consultar u opinar sobre los temas de esta columna visítanos en nuestra página http://conjeturas-cruzangulo.blogspot.com/

Comentarios