México enfrenta tremenda crisis de bienestar social: AMLO

Tuxpan, Nay.– En su segunda gira por esta entidad que fue golpeada por el huracán Willa y para evaluar los apoyos a damnificados, el presidente Andrés Manuel López Obrador sostuvo que el país enfrenta «una tremenda crisis de bienestar social» y pidió paciencia para enfrentarla, porque «los que se fueron dejaron todo muy enredado y un cochinero que hay que limpiar».

López Obrador dijo estar consciente de que se trataba de damnificados del huracán Willa y damnificados de la política neoliberal, «que no es más que neoporfirismo». Parafraseó la cita bíblica que usaba Francisco I. Madero y que aludía a que el pueblo tiene hambre y sed de justicia. «Estoy muy consciente de ese anhelo de justicia».

Ante los damnificados del huracán, el presidenta sostuvo que podrá remediarse esta situación porque ya «cortamos el copete» que había arriba y se está enfrentando la corrupción que impedía que llegara el dinero a las comunidades. Había «moche» y eso «se acabó», manifestó.

Tras el desglose de apoyos específicos que realizaron los secretarios del Bienestar y Ganadería, así como de Desarrollo Territorial, López Obrador se centró en la explicación de la nueva política social. Insistió en que ya no se entregarán los apoyos a través de las organizaciones, sino directamente y sin intermediarios. ¿Qué pasaba antes? se preguntó, «que era como un embudo» y todo se quedaba arriba y al final «llegaba muy poquito». Eso ya no.

«El gobierno no estaba organizado para beneficiar al pueblo, (estaba) organizado para el saqueo» señaló al asegurar que el programa de apoyo a los damnificados de Willa aún no había concluido.

Por eso ahora ya estámos haciendo los censos del bienestar y ya tenemos 20 millones de familias censadas, pero si no está bien el censo se va a volver a hacer. Describió todos y cada uno de los programas enfatizando que en el caso de los jóvenes, ya hay asegurado un presupuesto de 44 mil millones de pesos para que se conviertan en aprendices.

«Y lo estamos haciendo porque es mil veces mejor tenerlos trabajando que en la calle. No vamos a resolver nunca el problema de la violencia si les seguimos dando la espalda»,

El mandatario llegó al estadio de beisbol de esta localidad para evaluar el programa de apoyos a los damnificados del huracán Willa, y se encontró con demandas de personal de Cendis de regularizar su condición. Aseveró que paulatinamente se va a regularizar porque hay muchos trabajadores en los ámbitos de salud y educación en condición de eventuales y de honorarios que se va a ir regularizando.

Y eso se va a lograr, añadió porque se acabaron los sueldos de 600 mil pesos, porque ya no habrá más aviones de lujo. «El avión presidencial ya está en los Ángeles y esta por venderse. Además 70 u 80 helicópteros que usaban y 200 camionetas blindadas se van a vender».

Comentarios