Candy Yescas, “El Tortas, Juan Guerrero, Carlos Muñoz, Francisco Haro y otros temas – Columna PALESTRA, de Gilberto Cervantes Rivera

 

Caprichosa y una forma de gobernar que no toma en cuenta el continente de la ley, eso manifiesta la conducta política de Candy Yescas, presidenta municipal de San Blas, quien el sábado pasado desmanteló el stand que tenía en la Feria,  en protesta por lo que ella considera una injusticia, el fallo del Tribunal Electoral, quien le exige la reinstalación de los regidores y el síndico, los cuales fueron sustituidos para que entraran los suplentes; en caso de no acatar esa disposición, Candy se verá involucrada en un juicio político que le puede costar el cargo. Reciente lo que le pasó a Gloria Núñez en Compostela, no se descarta, conociendo lo testaruda que es la alcaldesa de San Blas, que la justicia la condene a dejarle al suplente lo que ella no quiere realizar como titular; luego del inobjetable triunfo de López Obrador, el país cambió en forma radical, por ello ningún funcionario puede colocarse por encima de la ley. El tercer proceso tiene que ver con el PAN, inconforme con el resultado de las elecciones internas para elegir dirigente estatal, Manuel Guzmán Morán, El Tortas, interpuso una querella en el Tribunal Electoral, donde está pendiente un fallo que pudiera condenar a Juan Guerrero, a dejar el cargo para entregárselo al tuxpense que canta bien las rancheras; Juan Guerrero gana los comicios con poca diferencia, el problema es que por adelantarse unas horas, violó los estatutos que determinan las formas y los tiempos para iniciar una campaña; contrario sensu, su triunfo, aunque pírrico, hubiera sido legítimo. Así como a los partidos políticos, el Tribunal Electoral tiene que ver con los sindicatos; en el SPAUAN hay cambio de comité ejecutivo a partir del mes de mayo y como resulta lógico, los pretensos ya se mueven, unos respetando el estatuto que los rige y otros, entre ellos el gallo de Carlos Muñoz Barragán, su secretario de organización Francisco Haro Beas, quiere ser secretario general, pero aun permanece ocupando esa cartera, cuando que debió haber renunciado hace tres meses. Otro detallazo que ven mal sus adversarios, es el hecho de que Pancho Haro utiliza los recursos que le entran al SPAUAN por medio de las cuotas sindicales de 3 mil maestros, para resolver cuestiones domésticas. Este sindicato académico, de los dos que tiene nuestra alma mater, recibe cien pesos quincenales del cheque que cobra cada uno de sus agremiados, lo que acumula una cantidad que tiene como destino el trabajo normal de la dirigencia que ya concluyó su periodo y se renueva en el mes de mayo; un grueso número de maestros no está conforme con que Pancho Haro maneje a discreción los dineros de las cuotas. En ese tenor, no se descarta que antes de que Muñoz entregue la estafeta, lo obliguen a rendir cuentas claras de todo el recurso que durante su último periodo le entró al sindicato de personal académico y desde luego en que se gastaron los dineros. Existe la real posibilidad también de que le pidan amablemente a Carlitos, que dé a conocer como se hizo del patrimonio que ostenta, pues hay quienes creen que algunas propiedades del líder saliente, fueron producto de sus relaciones con Milton Romero, el cual permanece preso en el Centro de Reinserción Social Venustiano Carranza. La lucha por alcanzar la secretaría general del Sindicato de Personal Académico de la Universidad Autónoma de Nayarit, alcanza un nivel de seriedad recomendable, para que en lo sucesivo se apeguen los implicados al estatuto que los rige y termine así la ventaja que genera la imposición, la que siempre ha suplantado la democracia y deja  división en las organizaciones, cualesquiera que estas sean. No vemos entonces por donde Carlos Muñoz Barragán logrará colar a su protegido para que tome la estafeta el siguiente periodo sindical con el derecho a reelegirse; muchos son los asegunes que Muñoz deberá aclarar si quiere que Pancho Haro lo sustituya, una tarea imposible le espera y la verdad mejor será que haga las cosas de la mejor manera, no vaya a ser que se vea involucrado en problemas con la justicia. Me informan de última hora que Nayar Mayorquin Carrillo, fue cesado como delegado municipal de AMLO en Tepic, las causas harto conocidas, este joven ni siquiera estando cobijado bajo la sombra de López Obrador, ha podido escalar la cima donde merodean los triunfadores. Cuando fue candidato de MORENA al cargo de gobernador de Nayarit, obtuvo cinco mil votos buenos y ocho mil sufragios nulos, quedando en ridículo, igual que años después luego de que buscó ser el candidato a senador, compitiendo en la interna con Miguel Ángel Navarro y Alejandro Duarte, logrando quedar en tercer lugar. La mala fama por envidioso lo persigue y es por ello que ya se dice que Nayar ni siquiera merece una plurinominal, pero bueno, nadie puede quitarle su derecho a seguir intentando, por el momento està fuera de la nómina, con el empujoncito que también le dio el arqui Manuel Peraza;  quizás pudiera salvarlo la entrañable amistad que sostiene con el hijo mayor de AMLO, quien tiene poder para recomendarlo a un cargo igual que aquel ostentado; Peraza bien haría en ni siquiera parecer que Nayar tiene su respaldo, porque estaría en riesgo de heredarle el cargo de súper delegado a un miembro del equipo que jefatura el Dr. Navarro, algo que AMLO debió hecho desde un principio y tengan por seguro que los censos y los disensos de los programas sociales para Nayarit, ya estarían resueltos. Corre de igual forma el rumor de que la inmensa mayoría de responsables de lo que antes fueran delegaciones federales, serán nombrados por el senador de la República y próximo jefe del ejecutivo estatal dentro de dos años.  PALESTRAZO: dirigentes cañeros de la CNC y la Pequeña Propiedad, se reúnen hoy con el secretario general de gobierno, las empresas del dulce proponen un pago de 700 pesos por tonelada de caña en greña y Agustín Galavìz quiere 750; lo que nadie se explica es por qué hay azúcar en el mercado.

Comentarios