COLAPSO MUNDIAL. LA NUEVA HUMANIDAD – Opinión del Lic. Roberto Guardado Jiménez

 

Según los profetas del desastre universal, los padecimientos provocados por el actual coronavirus (COVID19) son el inicio de una película de terror sin guion para toda la Humanidad. En nuestra historia, algunos desastres tienen su origen en la Naturaleza y otros han sido provocados por los seres humanos, sobre todo, por aquellos que viven en los países más desarrollados e industrializados.

El Cometa ATLAS o C/2019 Y4 se acerca a la tierra. Será visible entre marzo y abril y será tan brillante como el planeta Venus a principios del otoño durante las noches. Algunos creen que provocará grandes cataclismos, como erupciones volcánicas, sismos, tsunamis, tornados, ciclones y se moverán grandes masas de las placas tectónicas.
Un escenario terrible sería la erupción del supervolcán de Yellowstone y el gran terremoto de la falla de San Andrés en USA, desastre global. Una gran erupción del Volcán Popocatepetl y otros alrededor del Cinturón de Fuego que rodea el océano Pacífico pondrían en riesgo a decenas de millones de personas, igual que algunos en el Mediterráneo.

Por otra parte, un asteroide potencialmente peligroso (52768 – 1998 OR2) pasará «cerca» (6.29 millones de kilómetros) de la Tierra el 29 de abril de 2020. Fue descubierto en 1998 debido a su tamaño de 1.7 kms por 4.1 kms. La extinción de los dinosaurios, como es sabido, se debió al impacto de un asteroide en Chicxulub, península de Yucatán, México hace 65 millones de años.
Se ha documentado que los polos magnéticos se desplazan cada vez más rápido. El cambio súbito de la inversión sería destructivo. Ni países ricos ni pobres podrían resistir. Viajes y telecomunicaciones serán inoperables así como todo el sistema GPS. Las aves y otros animales migratorios también sufrirían las consecuencias
Una gran tormenta solar inutilizaría satélites de telecomunicaciones y el sistema de distribución eléctrica será simplemente aniquilado. Actualmente se presenta un periodo de mínima actividad solar y según algunos expertos nos conduce a una mini Era Glacial que se extenderá hasta cuarenta años probablemente.

Es evidente que el cambio climático implica el desorden productivo con desastres naturales nunca vistos y el suministro de alimentos será insuficiente. La contaminación que hemos generado afectará nuestras fuentes alimentarias, desde la superficie terrestre hasta los océanos. Desaparecerán grandes poblaciones de diversas especies lo cual ya sucede. Los insectos como las abejas han sido aniquilados en algunas regiones, debido al control de plagas en las zonas agrícolas.
Otros catastróficos afirman que viene una guerra por el control de agua potable (+/-3% del total de H2O mundial) y que será implacable. Misericordia será palabra obsoleta. La personas hambrientas robarán, asesinarán, los niños serán abandonados a su suerte y los ejércitos lucharán entre sí para sobrevivir.

En mi opinión es muy importante que amen a sus semejantes, compartan la riqueza. Olviden el egoísmo. DIOS NO TIENE NADA QUE VER. Somos una especie de pequeñas arrogantes ignorantes perversas micropartículas a escala universal. Me gustaría pensar que la pandemia actual nos va a fortalecer como una raza consciente y generosa y que algunas predicciones de tales desastres sólo son elucubraciones febriles de los profetas pesimistas.
Por lo pronto, sería bueno meditar en borrar las diferencias políticas, económicas, sociales, étnicas, culturales y las fronteras.

Recordemos «Imagine» de John Lennon.

Comentarios