Controversia de la panista Laura Rojas sobre militarización de seguridad busca golpear a AMLO: PT

 

Ciudad de México.- El grupo parlamentario del Partido del Trabajo (PT) en la Cámara de Diputados acusó a la presidenta del Congreso de la Unión, la panista Laura Rojas, de sobrepasar sus facultades al presentar la controversia constitucional contra el decreto del titular del Ejecutivo con el que las Fuerzas Armadas pueden seguir en tareas de seguridad hasta 2024.

En un comunicado, el líder del PT en San Lázaro, Reginaldo Sandoval, dijo que Laura Rojas tiene toda la intención de golpear al presidente Andrés Manuel López Obrador.

El líder priista afirmó que la legisladora del Estado de México invadió atribuciones que le corresponden al Poder Ejecutivo ya que legalmente la Ley Orgánica del Congreso establece que la presidencia de la cámara solamente puede actuar para defender el buen desempeño y funcionamiento del legislativo, además de no consultarlo con el pleno de la Junta de Coordinación Política, que es el órgano que se tiene para consensuar la pluralidad.

Aseguró que la disposición en la que se establece que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y la secretaría de Marina (Semar) colaboren en las tareas de seguridad fueron aprobadas casi por unanimidad en la Cámara de Diputados y por parte de los 32 congresos locales por lo que consideró inaceptable que se le quiera descarrilar con intenciones electorales.

El sábado pasado Laura Rojas presentó ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación una controversia constitucional con la que busca echar abajo el acuerdo del Ejecutivo Federal que permite que las Fuerzas Armadas continúen en tareas de seguridad pública hasta el 27 de mayo de 2024, sin embargo, este recurso generó un enfrentamiento entre las distintas fracciones de la cámara de diputados pues mientras toda la oposición (PAN, PRI, PRD y MC) respaldó a Laura Rojas, Morena le exigió retirarla y la calificó como espuria.

«El artículo 233 párrafo 2 del Reglamento de la Cámara de Diputados detalla que cuando un legislador pretende interponer una controversia deberá presentar solicitud a la Junta de Coordinación Política la cual solicitará a la Mesa Directiva su análisis y, de ser procedente, se someterá a votación del pleno y en caso de ser el presidente de la mesa directiva podrá presentar demanda de controversia constitucional cuando lo estime necesario.

Por esto, el ex presidente de la cámara de diputados, Porfirio Muñoz Ledo, de Morena, salió en defensa de la controversia constitucional que presentó su sucesora a la panista Laura Rojas contra el acuerdo del Ejecutivo Federal que permite que las Fuerzas Armadas continúen en tareas de seguridad pública hasta el 27 de mayo de 2024.

Tras la publicación de un desplegado de las bancadas de Morena, PT y PES, en el que decretan su respaldo a la política de pacificación del país emprendida por el presidente Andrés Manuel López Obrador y rechaza la decisión de Laura Rojas de interponer una controversia contra el uso de las Fuerzas Armadas en labores de seguridad, acusaron que se quebrantó el deber de la neutralidad e imparcialidad, y actúo a espaldas del pleno.

La presidenta de la Cámara de Diputados quebrantó de manera facciosa el deber de neutralidad e imparcialidad que debe inspirar su quehacer institucional y al actuar al servicio de intereses minoritarios y a espaldas del pleno, desnaturalizó y degradó la dignidad de su cargo y el de la Cámara en su conjunto, pasando por alto que la máxima instancia con poder originario en la Cámara es el pleno de los parlamentos, que delega poderes en la Presidencia siempre subordinados a la asamblea en su decisión; advertimos un deplorable afán partidista de obstaculizar al gobierno de la cuarta transformación que porfiara el destinar todos los recursos del estado mexicano a la pacificación del país y a la restauración de los derechos humanos violados sistemáticamente en los gobiernos anteriores explican en su desplegado Morena, PT y PES.

Comentarios