Espera la policía capturar de un momento a otro al presunto feminicida de Éricka Judith

 

Ruiz, Nay.– Las policías estatal y municipal de Ruiz esperan capturar de un momento a otro al presunto asesino de la joven Éricka Judith Zacarías Sanabia, quien fue acuchillada en su propia vivienda este jueves al mediodía.

El loco sujeto asesinó a cuchillazos a su propia esposa, la cual estaba embarazada, en una casa del poblado El Venado, municipio de Ruiz.

Momentos antes, vecinos del lugar llamaron a las autoridades para reportar que un sujeto estaba golpeando a su esposa, pero al llegar los elementos policíacos ya no pudieron hacer nada, pues encontraron muerta a la mujer, tirada en medio de un charco de sangre.

La joven fue identificada como Erika Judith Zacarías Sanabia, de 32 años de edad, y 20 semanas de embarazo y, de acuerdo con la versión de testigos, fue asesinada con un cuchillo por su esposo, Antonio Rodríguez, de aproximadamente 42 años de edad, a quien vieron huir rumbo al cerro.

El tío de Erika, cuyo nombre no fue dado a conocer, dijo a la policía que minutos antes escuchó que su sobrina discutía con su pareja y momentos después la hija de Erika salió corriendo de su hogar gritando que habían matado a su mamá, por lo que de inmediato ingresó a la casa y vio cómo Antonio se retiraba por el patio rumbo al cerro.

Lamentablemente Erika ya había perdido la vida a causa de las heridas provocadas con el cuchillo en el cuello y abdomen.

La policía busca al presunto asesino y al parecer lo tienen acorralado en el cerro El Volantín.

Comentarios